Ondertexts
Howard Pyle
Buscar

Howard Pyle

Howard Pyle Howard Pyle[1†]

Howard Pyle (5 de marzo de 1853 - 9 de noviembre de 1911) fue un ilustrador, pintor y autor estadounidense, conocido principalmente por su trabajo en libros infantiles[1†]. Nacido en Wilmington, Delaware, Pyle pasó el último año de su vida en Florencia, Italia[1†]. Su carrera en ilustración comenzó en el Instituto de Arte, Ciencia e Industria Drexel (ahora Universidad Drexel), donde comenzó a enseñar en 1894[1†]. Entre sus estudiantes se encontraban artistas destacados como Violet Oakley, Maxfield Parrish y Jessie Willcox Smith[1†].

Primeros años y educación

Howard Pyle nació el 5 de marzo de 1853 en Wilmington, Delaware[1†]. Era hijo de William Pyle y Margaret Churchman Painter[1†][2†]. Sus padres eran cuáqueros[1†][3†], y él asistió a escuelas privadas[1†][4†][2†]. Pyle mostró interés por el dibujo y la escritura desde muy joven[1†][2†]. Aunque era un estudiante indiferente, sus padres, especialmente su madre, lo alentaron a estudiar arte[1†][2†].

Pyle asistió a la Friends’ School en Wilmington[1†][3†]. Luego estudió durante tres años en el estudio de F. A. Van der Wielen en Filadelfia[1†]. Esto constituyó toda su formación artística, aparte de algunas lecciones en la Liga de Estudiantes de Arte de Nueva York[1†].

En 1876, Pyle visitó la isla de Chincoteague, frente a Virginia, y se inspiró en lo que vio[1†]. Escribió e ilustró un artículo sobre la isla y lo presentó a Scribner’s Monthly[1†]. Esto marcó el comienzo de su carrera como ilustrador y autor.

Desarrollo Profesional y Logros

La carrera de Howard Pyle comenzó en serio cuando escribió e ilustró un artículo sobre la isla de Chincoteague, frente a Virginia, que presentó a Scribner’s Monthly[1†]. Esto marcó el inicio de su carrera como ilustrador y autor[1†].

En 1894, Pyle comenzó a enseñar ilustración en el Instituto de Arte, Ciencia e Industria Drexel (ahora Universidad Drexel)[1†]. Entre sus estudiantes se encontraban destacados artistas como Violet Oakley, Maxfield Parrish y Jessie Willcox Smith[1†]. La influencia de Pyle se extendió más allá de su aula. En 1900, fundó su propia escuela de arte e ilustración, la Escuela de Arte de Ilustración Howard Pyle[1†]. Esta institución desempeñó un papel importante en la formación de la Escuela Brandywine, un término utilizado posteriormente por el académico Henry C. Pitz para describir a los artistas y artistas de la familia Wyeth de la región de Brandywine, muchos de los cuales habían estudiado bajo Pyle[1†].

El trabajo de Pyle ha tenido un impacto duradero en el campo de la ilustración. Su publicación de 1883, "Robin Hood", sigue en impresión hasta el día de hoy[1†]. Sus otros libros, a menudo ambientados en la Europa medieval, incluyen un conjunto de cuatro volúmenes sobre el rey Arturo[1†]. Pyle también es conocido por sus ilustraciones de piratas y se le atribuye la creación del estereotipo moderno del vestuario pirata[1†].

Su primera novela, "Otto of the Silver Hand", se publicó en 1888[1†]. También ilustró historias históricas y de aventuras para revistas como Harper's Magazine y St. Nicholas Magazine[1†]. Su novela "Men of Iron" fue adaptada a la película "The Black Shield of Falworth" en 1954[1†].

Pyle viajó a Florencia, Italia, en 1910 para estudiar pintura mural[1†]. Falleció allí en 1911 a causa de una infección renal repentina (enfermedad de Bright)[1†].

Primera Publicación de Sus Obras Principales

La carrera de Howard Pyle como autor e ilustrador se destacó por una serie de obras significativas que han tenido un impacto duradero en el campo de la literatura infantil[2†][1†].

Pyle también ilustró historias históricas y de aventuras para revistas como Harper's Magazine y St. Nicholas Magazine[2†][1†]. Su capacidad para dar vida a las historias a través de sus ilustraciones lo convirtió en un colaborador muy solicitado para estas publicaciones[2†][1†].

Análisis y Evaluación

Howard Pyle fue uno de los ilustradores y narradores más populares de Estados Unidos a finales del siglo XIX, un período de crecimiento explosivo en la industria editorial[6†]. Sus ilustraciones aparecieron en revistas como Harper’s Monthly, St. Nicholas y Scribner’s Magazine, dándole una exposición tanto nacional como internacional[6†].

Pyle desarrolló un enfoque único para el arte de la ilustración al sumergirse en el arte de su época[6†]. Adaptó su técnica para adecuarse a la historia que estaba ilustrando, utilizando una amplia gama de estilos, incluyendo el prerrafaelismo, el esteticismo, el simbolismo y la pintura realista estadounidense[6†]. Su éxito como artista se vio potenciado por el conocimiento y la apreciación de su audiencia por las numerosas fuentes americanas y europeas a las que hacía referencia y citaba[6†].

El trabajo de Pyle incluye imágenes de la historia europea desde la época clásica hasta el siglo XVIII[6†]. Sus representaciones del mundo antiguo reflejaban un interés en temas clásicos prominentes en la pintura académica en Europa[6†]. Le apasionaba especialmente la Edad Media y escribió e ilustró varias obras ambientadas en la Europa medieval e Inglaterra[6†].

Las imágenes de piratas de Pyle, quizás su obra más conocida, son una combinación única de precisión histórica y su propia visión personal[6†]. Su interés por la autenticidad se demuestra en su archivo de libros de vestuario y manuscritos históricos[6†]. Sin embargo, había muy poca información visual sobre exactamente qué vestían los piratas. Pyle llenó los vacíos con su vibrante imaginación para crear imágenes que todavía moldean nuestra visión del vestuario pirata hoy en día[6†].

Quizás las imágenes más sólidas y perdurables de Pyle son aquellas que representan el pasado y el presente de Estados Unidos[6†]. El Renacimiento Colonial Americano estaba en pleno apogeo en la década de 1880, y Pyle ciertamente se unió al entusiasmo por celebrar la historia de la nación[6†].

Sus ilustraciones son vívidas e imaginativas, pero no excesivamente fantásticas o artificiales, lo que les confiere un aire de realismo colorido[6†][1†]. La insistencia de Pyle en la autenticidad tuvo un impacto significativo en artistas posteriores, incluido Norman Rockwell, quien lo recordó como "un historiador con un pincel"[6†][7†].

Vida Personal

Howard Pyle nació en una familia cuáquera en Wilmington, Delaware[5†]. Era hijo de William Pyle y Margaret Churchman Painter[5†][2†]. Su interés por el dibujo y la escritura fue evidente desde muy joven[5†][2†].

El 12 de abril de 1881, Pyle se casó con Anne Poole[5†][8†]. La pareja tuvo siete hijos juntos[5†][8†]. Sin embargo, perdieron trágicamente a uno de sus hijos, Sellers, en 1889 mientras Pyle y su esposa, Margaret, estaban de gira en Jamaica[5†][8†].

Pyle vivió la mayor parte de su vida en Delaware, excepto durante dos años en la Liga de Estudiantes de Arte al principio de su carrera y un año al final de su vida en Italia[5†]. En 1910, viajó a Florencia, Italia, para estudiar pintura mural[5†][2†]. Desafortunadamente, falleció allí en 1911 a causa de una infección renal repentina, también conocida como enfermedad de Bright[5†][2†].

Conclusión y Legado

El legado de Howard Pyle es vasto y perdurable. No solo fue un prolífico ilustrador y autor, sino también un dedicado maestro que tuvo una profunda influencia en la ilustración estadounidense[7†][1†][9†]. Su trabajo y enseñanzas marcaron el inicio de la edad dorada de la ilustración estadounidense e influenciaron a generaciones de ilustradores en Estados Unidos[7†][9†].

La reputación de Pyle se debe a su innovación en forma e ilustración, creando una escuela estadounidense de ilustración y arte, y por el resurgimiento de los libros infantiles[7†][1†]. Su influencia se extendió más allá de la literatura infantil y el curso del arte gráfico estadounidense, ya que también popularizó los mitos y leyendas anglosajones para audiencias estadounidenses[7†][10†].

Sus estudiantes, incluidos destacados artistas como N. C. Wyeth, Frank Schoonover, Thornton Oakley, Allen Tupper True, Stanley Arthurs y muchos otros, llevaron adelante sus enseñanzas y realizaron contribuciones significativas al campo[7†][1†].

El trabajo de Pyle, particularmente sus ilustraciones de piratas y escenarios medievales europeos, sigue cautivando al público, y sus libros siguen impresos hasta el día de hoy[7†][1†]. Su novela "Men of Iron" incluso fue adaptada a la película "The Black Shield of Falworth" en 1954[7†][1†].

En conclusión, el impacto de Howard Pyle en la ilustración estadounidense y la literatura infantil es inconmensurable. Su enfoque innovador, junto con su dedicación a la enseñanza, ha dejado un legado perdurable que continúa inspirando a artistas y lectores por igual[7†][1†][10†][9†].

Información Clave

Referencias y Citas:

  1. Wikipedia (English) - Howard Pyle [website] - link
  2. WikiArt.org - Howard Pyle - 80 artworks - painting [website] - link
  3. Britannica Kids - Howard Pyle [website] - link
  4. American Art Gallery - Biography of Howard Pyle [website] - link
  5. National Museum of American Illustration - HOWARD PYLE [website] - link
  6. American Art Gallery - Illustration History - Howard Pyle [website] - link
  7. Illustration History - Chasing the Muse: Norman Rockwell and the Legacy of Howard Pyle [website] - link
  8. SunSigns - Howard Pyle Biography, Life, Interesting Facts [website] - link
  9. Delaware Art Museum - Howard Pyle Manuscript Collection [website] - link
  10. New World Encyclopedia - Howard Pyle [website] - link
El texto está disponible en Licencia Creative Commons Atribución-CompartirIgual 4.0; Es posible que se apliquen términos adicionales.
Ondertexts® es una marca registrada de Ondertexts Foundation, una organización sin fines de lucro.